RRSS
Redacción Oxígeno
31/12/2018 - 16:21

Un adolescente se suicidó después de que lo acusarán falsamente de abuso

Lo denunció su mejor amiga después de una pelea, luego se disculpó por la mentira. Los padres del joven responsabilizan a los adultos que viralizaron la denuncia sin comprobar si era verdadera.

Los padres de Agustín responsabilizan a los adultos que no verificaron la información y la viralizaron.

Un adolescente de 18 años oriundo de Bariloche, Argentina, se suicidó después de haber sido falsamente acusado de abuso sexual por una amiga que se enojó con él, la denuncia se hizo viral. La joven se disculpó y se retractó en las mismas redes sociales, pero las disculpas no se viralizaron de la mismas manera. 

A principios de diciembre, Agustín Muñoz de 18 años participaba en una marcha contra el abuso, cuando escuchó con asombro que su nombre era leído en una lista de presuntos abusadores. La autora de la denuncia era su mejor amiga, con la que había tenido una pelea, la noticia se propagó en Twitter, Instagram y Facebook. Los manifestantes no dudaron en viralizarla, sin confirmar si era cierta.

Cuando la madre de Agustín contactó a la adolescente, ella pidió disculpas y trató de revertir sus acusaciones, retractándose y reconociendo que eran falsas y solo las había formulado en un momento de enojo; pero la aclaración recibió poco apoyo y no se hizo viral.

“Ojo! Amigas amigos y mujeres en general! Hoy una chica escrachó a mi hijo en instagram por enojo y ahora no sabe como parar la bola... jugar con esto es terrible... es una burla hacia todas las victimas de violación abuso y vejaciones... y a vos.. Annie que tanto te cuidamos en casa no entiendo como le pagaste a mi hijo su amistad!! Pedir perdón no alcanza”, escribió Silvina Castañeda, la madre de Agustín, el 13 de diciembre en su cuenta de Facebook.

Aunque Agustin perdonó a su amiga, cayó en una depresión que finalmente lo llevó al suicidio el 22 de diciembre. Su madre lo definió como una persona “muy sensible” que tenía “problemas emocionales muy fuertes”. El 23 de diciembre, escribió: "Mi hijo murió ayer con su corazón destrozado".

“La gente toma el escrache como un ejemplo público, algo ejemplar, un castigo ejemplar, pero las disculpas no se viralizaron de la mismas manera. (El) estuvo muy mal, nadie se acercó, nadie pidió disculpas (…) los problemas entre chicos siempre van a existir, pero hubo un aval destructivo desde lo adultos, muchos chicos en su casa deben estar pasando esta situación”, concluyó.

"Yo como mamá, en mi calidad de madre, acompañada de su papá, les pido encarecidamente que cuidemos a nuestros chicos. Que cuidemos a nuestros chicos porque no puede haber un Agustín más", concluyó.

Publicidad

Publicidad

El Periódico Digital OXIGENO.BO, es desarrollado y administrado por Gen Film & Crossmedia Ltda. Teléfono: 591-2-2445455. Correo: info@gen.com.bo