Mundial Rusia 2018
César Sánchez
13/07/2018 - 16:45

El Mundial y una final electrizante: La historia de Francia vs la hazaña de Croacia

Oxígeno.bo presenta los tres argumentos por los que Francia y Croacia pueden soñar con levantar el trofeo más preciado del deporte rey.

La final de la Copa Mundial de la FIFA Rusia 2018 enfrenta en el estadio Luzhnikí de Moscú a Francia, campeona de 1998, y Croacia, que disputa su primer choque por el título.

En vísperas del duelo, el portal digital Oxígeno.bo presenta tres argumentos por los que Francia y Croacia pueden soñar con levantar el trofeo más preciado del deporte rey:

LAS 3 RAZONES POR LAS QUE FRANCIA PUEDE CONSEGUIR SU SEGUNDA ESTRELLA MUNDIALISTA:

Solidez:

El combinado francés impresiona tanto en defensa como en ataque, con unas estadísticas que hablan por sí solas:

* Francia únicamente ha ido perdiendo durante 9 minutos desde el inicio de la competición

* Ngolo Kanté ha recuperado 48 balones en Rusia 2018, récord de este torneo

* Hugo Lloris detuvo los 7 últimos disparos que recibió entre los tres palos efectuados

* Con 8 triunfos en sus 11 últimos partidos, Didier Deschamps presenta el mejor promedio de victorias (un 73%) de los seleccionadores que han dirigido más de 10 encuentros en la competición

* Frente a Argentina, Kylian Mbappé se convirtió en el jugador más joven desde Pelé (en 1958) que firma un doblete en una fase final mundialista.

Un gran bloque:

“El Mundial no respeta la calidad, solo a los equipos”, había declarado Roberto Martínez, seleccionador de Bélgica, antes de caer a manos de los Bleus. Los hombres de Didier Deschamps son el ejemplo perfecto del espíritu de equipo.

En primer lugar, en el plano deportivo: todos los jugadores son capaces de marcar diferencias o de perforar la meta contraria, como indica su lista de anotadores en la fase de eliminatorias, que incluye defensas, centrocampistas y delanteros.

Y luego, en el aspecto humano: es una selección en la que todos los reservas corren como un solo hombre dentro de la cancha para celebrar los goles de sus compañeros titulares, de modo que la gran estrella es Francia. El equipo se ha transformado: ya no es una suma de individualidades, sino un monstruo colectivo. Desde el tercer arquero hasta el responsable de la seguridad, pasando por el titular o el asistente del entrenador, todos se vuelcan al 100% con la causa de los tricolores. Esa es la marca de quienes llegan hasta el final.

Historia y tradición:

Veinte años después de ganar su primer y único título mundial, Francia está a las puertas de repetir aquella gesta, para lo que debe vencer a Croacia en la final. Y el cuadro balcánico se perfila aquí como un símbolo: el choque es una reedición de la semifinal que condujo a los franceses hasta el título en 1998. Si lo repiten, Didier Deschamps se convertiría en el tercer hombre, tras Mário Zagallo y Franz Beckenbauer, que alza el trofeo primero como jugador y luego como seleccionador.

Todos los ingredientes de esta trayectoria fascinante están presentes, y los astros parecen haberse alineado: 2018 puede ser el año del segundo sueño francés.

francia_mundial.jpg

LAS 3 RAZONES PARA PENSAR QUE CROACIA GANARÁ SU PRIMERA COPA DEL MUNDO:

Colectivo milagroso, concentración máxima:

El seleccionador, Zlatko Dalic, ha logrado algo increíble. El ambiente del equipo nunca ha sido mejor, como reconocen continuamente los propios jugadores.

Llevan 50 días juntos y se sienten como una verdadera familia. Los futbolistas derrochan un esfuerzo extraordinario y están dispuestos a darlo todo por el compañero dentro de la cancha. A pesar de haber jugado tres prórrogas consecutivas, han hecho gala de un excepcional deseo colectivo de alcanzar la victoria.

Fortaleza psicológica y garra:

Dinamarca, Rusia e Inglaterra fueron los tres rivales ante los que los Vatreni superaron resultados adversos. Además, ante daneses y rusos tuvieron que llegar a la tanda de penales. Los croatas son los reyes de las remontadas, y dominaron esas contiendas en los aspectos tanto físico como psicológico.

El capitán del cuadro balcánico, Luka Modric, insiste: “Hemos mostrado nuestra garra”. Todos los campeones del mundo de la historia se han caracterizado siempre por poseer esa cualidad, que será ahora muy útil ante Francia.

La confianza que aporta la experiencia:

El madridista Modric es el líder de esta gran generación de los Vatreni, aunque el equipo de Dalic cuenta con otras figuras, entre ellas jugadores del Barcelona, el Inter de Milán, el Juventus y el Liverpool como Ivan Rakitic, Mario Mandzukic, Ivan Perisic, Mateo Kovacic y Dejan Lovren.

La media de edad del plantel es de 27 años y diez meses, lo que implica una gran experiencia y confianza, porque casi todos tienen la titularidad asegurada con sus clubes y son, pues, plenamente conscientes de sus capacidades.

croacia_mundial.jpg

Publicidad

El Periódico Digital OXIGENO.BO, es desarrollado y administrado por Gen Film & Crossmedia Ltda. Teléfono: 591-2-2445455. Correo: info@gen.com.bo